Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.Más información

×
Buscar
Mis favoritos 0

Casares

Casa Natal De Blas Infante, C/ Carrera, 51, Casares, 29690
Ver teléfonoTel +34 952 89 55 21
Playa de  Casares - Provincia de Málaga y su Costa del Sol.Vista panorámica de Casares - Provincia de Málaga y su Costa del Sol.Playa de Casares - Provincia de Málaga y su Costa del Sol.Paisaje Casares- Provincia de Málaga y su Costa del Sol.
Playa de  Casares - Provincia de Málaga y su Costa del Sol.Vista panorámica de Casares - Provincia de Málaga y su Costa del Sol.Playa de Casares - Provincia de Málaga y su Costa del Sol.Paisaje Casares- Provincia de Málaga y su Costa del Sol.
Información
Visitas destacadas
Cómo llegar
Más información
Historia
  • ¿Quieres pisar los adoquines que construyeron hace siglos íberos, fenicios y romanos? ¿Y conocer al mismo tiempo a Blas Infante, considerado padre de la patria andaluza? Coge el coche y dirígete a Casares, un municipio de la Costa del Sol Occidental que te recibirá con todos los encantos de un pueblo blanco tradicional y mucho más.

    Declarado Conjunto Histórico-Artístico, Casares conserva lo mejor de todas las civilizaciones que se han posado entre sus límites. El mejor ejemplo es el Castillo de Casares, de origen árabe, que aporta al municipio un paisaje impecable entre el Campo de Gibraltar y la Serranía de Ronda.

    Además, en Casares hay espacio para un par de kilómetros de costa y tres campos de golf del más alto nivel.

    EN CASARES NO PUEDES PERDERTE

    MONUMENTOS

    Muchos turistas comienzan su visita a Casares por la Casa Natal Blas Infante, que permite adentrarse en la vida del considerado oficialmente el padre de la patria andaluza gracias a los fragmentos de vida y obras que aún se conservan en su interior. Además, sus salones albergan exposiciones temporales con trabajos de artistas de la zona. El edificio también es una de las oficinas de turismo del municipio.

    El Castillo de Casares es otra de las paradas obligatorias de este municipio malagueño. Está situado en la parte más alta del pueblo y los árabes que lo erigieron aprovecharon el abrupto macizo de roca caliza sobre el que se construyó para completar la defensa de la edificación. Desde el punto más alto del castillo se dominan los valles, colinas y llanuras costeras que se extienden desde la Serranía de Ronda hasta la bahía de Algeciras. Aún se conservan algunas torres, tramos de murallas y dos puertas conocidas como los arcos del Arrabal y de la Villa, que alberga el Museo de Etnohistoria.

    La iglesia de la Encarnación, de finales del siglo XVI, merece otra visita por su torre-campanario de influencia mudéjar y su patio trasero que pertenecía al antiguo convento. La ermita de San Sebastián, construida en el siglo XVII, aloja la imagen de Nuestra Señora del Rosario del Campo, patrona de Casares.

  • CÓMO LLEGAR A CASARES DESDE MÁLAGA

    Casares de Málaga capital está a poco más de una hora de viaje en coche. La ruta más óptima es a través de la AP-7, tomando la salida 153. Otra opción es llegar antes a Estepona por la autovía del Mediterráneo (A-7). En este municipio hay que tomar el desvío hacia MA-8300 que desemboca en Casares.

  • RECURSOS NATURALES

    La totalidad del Paraje Natural Sierra Crestellina, declarado Paraje Natural Protegido en 1989, se establece en este municipio. Sus montes sobresalen en el entorno gracias a las rocas calizas. Además de la presencia de especies de flora en peligro de extinción, los amantes de la naturaleza podrán probar suerte para contemplar algunas de las colonias de reproducción de águila perdicera y buitre leonado que existen.

    Casares también comparte con Estepona y Genalguacil el Paraje Natural de los Reales de Sierra Bermeja. Declarado espacio natural protegido, cuenta con un total de 1.236 hectáreas, en las que el pinsapar es el principal protagonista.

    La construcción de los Baños Sulfurosos de la Hedionda es otra de las atracciones de Casares que se conservan para su uso muchos siglos después. Hay leyendas que aseguran que fue el emperador Julio César quien mandó su construcción tras curarse de una infección, aunque no ha podido ser confirmado. Lo que sí es cierto es que cada día coinciden en estos baños numerosas personas que disfrutan de sus aguas sulfurosas y se untan de barro al empezar o terminar una ruta por algunos de los senderos de la zona.

    Para caminar al aire libre y disfrutar de todo este paisaje, se recomienda recorrer dos de las etapas de la Gran Senda de Málaga: Genalguacil – Casares y Casares – Estepona.

    En Casares también podremos bajar a la costa para disfrutar de su playa Ancha y recorrer los molinos de tradición morisca que aprovechaban la energía de las aguas del arroyo o del río Manilva.

    CENTROS DE OCIO

    Los aficionados al golf encuentran en Casares tres excelentes campos donde practicar su deporte favorito.

    El Casares Costa Golf consta de 9 hoyos que se extienden entre bellos paisajes de típica vegetación mediterránea.

    El Doña Julia Golf Club es un campo de golf de 18 hoyos que brinda unas espléndidas vistas al mar Mediterráneo y la costa africana. Ofrece recorridos adaptados tanto para jugadores experimentados como noveles.

    Finca Cortesin Hotel Golf & Spa está considerado como uno de los mejores campos de golf de España. La prestigiosa publicación Golf Digest le reconoció dicho merecimiento.

    FIESTAS POPULARES

    La patrona de Casares, Nuestra Señora del Rosario del Campo, es la gran protagonista de una típica romería que se organiza en el mes de mayo. En esta fiesta, lugareños y visitantes acompañan a la Virgen hasta su ermita, enclavada junto a los ríos Genal y Guadiaro.

    Las playas de Casares son además el marco excepcional de la verbena de San Juan en junio, la cual culmina con la tradicional hoguera y quema de los "júas". Un mes después son las fiestas de la pedanía de El Secadero, la que a su vez da paso en agosto a la Feria de Casares. Los orígenes de ésta se remontan a 1813.

    Casares también celebra en septiembre el Día de la Patrona y la Feria del Cristo.

    GASTRONOMÍA

    Casares ofrece dos tipos de gastronomía: la de la sierra y la de la costa. De la primera destacan los pucheros de "pringá", el guiso con morcilla de cabrito, el gazpacho casareño y los quesos de leche de cabra de la Sierra Crestellina. De la costa, por su parte, destacan la fritura de pescado y la moruna de sardinas, una especie de escabeche aderezado con limón y pimentón.

  • Historia

    Casares fue lugar de asentamiento del hombre prehistórico. Así lo constatan los restos aparecidos en los abrigos y las cuevas de Ferrete, Crestellina o Utrera. La ubicación del municipio lo convirtió en un lugar estratégico desde el punto de vista defensivo. Esta circunstancia contribuyó a que diferentes poblaciones se establecieran en su territorio.

    Los fenicios se instalaron en las zonas más apropiadas para mantener el comercio desde la costa con los pueblos del interior. Uno de esos enclaves era el asentamiento ibero sobre el que se fundaría la ciudad romana de Lacipo. Dicha urbe se distinguió como una de las más importantes del litoral malagueño. Incluso llegó a acuñar moneda propia.

    Casares cobró también en la Edad Media gran relevancia por ser una puerta de entrada a la Serranía de Ronda y por estar situada cerca al Estrecho de Gibraltar. La localidad se erigió en baluarte de la cultura andalusí, jugó un papel decisivo en la expansión de los almorávides y fue uno de los últimos reductos musulmanes en caer ante los cristianos.

    La villa amurallada de Casares fue en 1361 el lugar elegido para la concentración de las tropas de Don Pedro I el Cruel y Mohamed V para ayudar a éste en sus aspiraciones de volver a conquistar el trono de Granada. Desde entonces y hasta la conquista cristiana en el siglo XV, su historia quedaría íntimamente ligada a la defensa de Al-Ándalus.

    Casares jugó un destacado papel en la posterior rebelión de los moriscos y mostró una encomiable resistencia a la ocupación francesa dos siglos más tarde. Las tropas napoleónicas, de hecho, no lograron someter al pueblo. Su nombre, según algunos historiadores, deriva de la voz árabe "Caxara" ("fortaleza"). Otros investigadores, sin embargo, aseguran que Casares procede de "Caesar" ("César").

    Esta población de la comarca de la Costa del Sol Occidental es la cuna de Blas Infante. El autor del "Ideal andaluz" fue el impulsor de la autonomía de Andalucía y el creador del himno y de la bandera de la región. Murió fusilado el 10 de agosto de 1936, en los inicios de la Guerra Civil española. En su memoria, cada 28 de febrero se realiza una ofrenda floral frente a su busto y la Banda de Música interpreta el Himno de Andalucía.

    Leyendas de Casares

    Los Baños de la Hedionda han sido objeto de varias narraciones fantásticas y leyendas. Una de ellas cuenta que en sus aguas habitaba un demonio que exhaló el último suspiro al ser expulsado por Santiago. Eso fue lo que confirió al agua su olor a azufre.

    Algo más verosímil es la historia que asegura que Julio César y sus tropas acamparon cerca del manantial y observaron cómo un perro sarnoso sanó al bañarse en él. Los romanos, aquejados de la misma enfermedad, optaron por sumergirse en aquellas aguas.

Enlaces de interés

Más información

Características

  • Cerca de la playa
  • Habitantes (2.501-5.000)

Mapa e indicaciones

Continúa tu experiencia en la Costa del Sol

  • Plaza de la Marina,4
  • 29015 Málaga
  • Tel: +34952126272
  • Fax: +34952225207
  • info@costadelsol.travel

© 2018 Turismo y Planificación Costa del Sol S.L.U. Todos los derechos reservados